banner freixenet

Después de tres décadas excirujando confiesa haber asesinado a su esposa

Condenado por asesinar en 1985 a su esposa, Gail Katz, el excirujano plástico y experimentado piloto Robert Bierenbaum, confesó, después de más de tres décadas de proclamar su inocencia, haberla matado y arrojado su cuerpo desde un avión.

El hombre fue sentenciado en 2000 a cadena perpetua, hizo la confesión en diciembre de 2020 ante la junta de libertad condicional, según informó este jueves ABC News, que obtuvo acceso a la transmisión de la audiencia.

“Me quedé atónito, porque siempre pensé que nunca llegaría el día en que confesara y que asumiera la responsabilidad de haber matado a su mujer”, dijo Dan Bibb, uno de los fiscales que inculparon a Bierenbaum.

Gail Katz desapareció el 7 de julio de 1985. Mientras que su esposo dijo a la familia y declaró a la Policía que habían tenido una pelea en su apartamento y la mujer se había marchado, mientras él se había quedado en casa, sin embargo, Alayne Katz, hermana de la desaparecida, no se creyó su historia. Meses después la Fiscalía inició la investigación.

Andy Rosenzweig, investigador jefe de la Oficina del Fiscal de Distrito de Manhattan, consultó con el aeropuerto de Nueva Jersey, donde al cirujano le gustaba alquilar aviones, y descubrió que había rentado uno el 7 de julio de 1985. Cuatro años después, en mayo de 1989, de la desaparición de Katz, se halló un torso en costas del distrito Staten Island de Nueva York.

La sospecha del oficial era que el médico había matado a su mujer y luego arrojó su cuerpo al océano Atlántico. Sin embargo, uno de los obstáculos fue convencer al jurado de que Bierenbaum podía pilotear una avioneta, pero, tras cinco horas y media de deliberación, el jurado declaró al hombre culpable de asesinato.

¿Quieres que tu negocio aparezca en nuestras recomendaciones? Mándanos un WhatsApp dando click aquí https://wa.me/message/FB2J654SP2IWJ1