Los juegos olímpicos de Tokio no tendrán público del extranjero

Como medida para contener la propagación de la pandemia de Covid-19, los organizadores de los Juegos Olímpicos y Paralímpicos de Tokio 2020 anunciaron este sábado que el evento se hará sin la presencia de espectadores extranjeros. La ministra nipona a cargo de los Juegos, Tamayo Marukawa anunció la decisión al terminar la reunión con el comité organizador de Tokio 2020, el Comité Olímpico Internacional, el Comité Paralímpico Internacional y Yuriko Koike, gobernadora de Tokio.

Los viajes internacionales en Japón siguen restringidos y de acuerdo con Seiko Hashimoto, presidenta de Tokio 2020, la situación de Covid-19 en el país, así como en otros sigue siendo desafiante, por lo que no está claro si las autoridades japonesas recibirán turistas para el verano. La decisión de los Comités es respetada por la presidenta Hashimoto, la cual contribuirá a garantizar unos Juegos Olímpicos seguros para los atletas y el pueblo japonés. Refiere que los próximos Juegos serán completamente distintos a los del pasado, pero aseguró que no se deben bajar las expectativas.

Seiko Hashimoto, Presidenta de Tokio 2020

Las autoridades japonesas consideran que permitir la entrada de visitante del extranjero podría aumentar el riesgo de propagación por el territorio de nuevas variantes del coronavirus más contagiosas. Aunque los organizadores han descarado la asistencia de espectadores del extranjero, existe la posibilidad de que ciertas personas del área organizativa puedan entrar al país, incluyendo a los 8,000 que habían sido seleccionados como voluntarios en el evento deportivo.

Nuevo estadio de Japón, sede de la apertura de los Juegos Olímpicos

Fuera de Japón se habían vendido unas 600,000 entradas para los Juegos Olímpicos y unas 30,000 para los Paralímpicos aproximadamente, por lo que los responsables de los Juegos de Tokio aseguraron que los compradores recibirán su reembolso. Japón mantiene sus fronteras cerradas a la llegada de visitantes extranjeros desde diciembre y solo se permite el acceso a japoneses o extranjeros residentes.

En abril se definirá todo lo relacionado sobre la presencia de espectadores en los estadios, las respectivas medidas y limitaciones.