Por feminicidio de migrante salvadoreña en Tulum, cuatro policías son detenidos

Cuatro policías mexicanos fueron detenidos por su posible relación con el feminicidio de una migrante salvadoreña bajo su custodia en plena vía pública de Tulum, de acuerdo con lo informado por las autoridades en el caso que ha generado indignación en todo el mundo.

La salvadoreña de 36 años, Victoria Salazar, vivía hace tres años en Tulum, Quintana Roo, fue sometida el sábado por policías municipales. Los videos de medios locales muestran como una uniformada la redujo colocándole una rodilla sobre el cuello mientras sus tres compañeros observaban la escena. Luego se encontraron imágenes de los policías cargando a la mujer, inconsciente y esposada a la parte trasera de una camioneta y abandonan el lugar.

Por su parte, la Fiscalía General del Estado de Quinta Roo informa que ya son trasladados a los centros de retención correspondientes los cuatro policías municipales relacionados con el feminicidio de la víctima en Tulum, en su cuenta de Twitter. Óscar Montes de Oca, fiscal estatal informó en una rueda de prensa que los uniformados son acusados por su probable participación en el delito de feminicidio y según los primeros peritajes, la víctima sufrió de ruptura de la primera y segunda vértebras, provocándole la muerte. La técnica de control policial, según Montes de Oca, se aplicó de manera desproporcionada, inmoderada y con un alto riesgo para la vida.

Funcionarios mexicanos y salvadoreños mostraron su indignación con el hecho, en cuanto se conoció la noticia de la muerte de Salazar, quien estaba en condición de refugiada y la población en general pide justicia. Recordemos que, en México, cada día, 10 mujeres son asesinadas y la mitad de estos casos, quedan en impunidad.

El presidente Andrés Manuel López Obrador, repudió el homicidio de la migrante salvadoreña quien deja dos hijas de 15 y 17 años. El mandatario refiere que fue brutalmente tratada y asesinada y manifiesta que es un hecho que genera dolor, pena y vergüenza, por lo que recalca que no habrá impunidad.